Inundación y deslaves en el Ejido de Santa María Chimalhuacán.

Compartir
Escucha esta nota de Visión Digital

Los habitantes de El Ejido de Santa María Chimalhuacán, solicitan a la Presidenta Municipal Xóchitl Flores Jiménez, apoye con maquinaria para reparar calles, material pesado para tapar socavones, dar mantenimiento a las redes de drenaje y ayudar a las familias afectadas que perdieron sus pertenencias.

La presa de gavión “Barranca dos aguas” no pudo contener el agua de lluvia, la falta de mantenimiento, el exceso de tierra y la basura provocaron el desbordamiento de la presa, se inundaron varios domicilios aledaños, además, el torrente de agua a su paso ocasionó zanjas y en la parte baja de la colonia, la acumulación de tierra dejó vehículos varados.

Los vecinos en cuanto la lluvia se los permitió, empezaron a trabajar para ayudar a las familias afectadas, desalojar el agua de las casas, sacar los carros atorados y limpiar las cisternas. Ciudadanos doblemente afectados, carecen de agua por las tuberías y después de la lluvia se ha contaminado la que tenían almacenada en las cisternas, pierden su pertenencias por la inundación y el agua se contamina. 

Los pobladores señalan que la administración recientemente removió material de algunas calles, provocando el reblandecimiento de la tierra, lo que originó que el torrente de agua arrastrara material de construcción y basura, dañando seriamente las vialidades, algunas quedaron intransitables.

Las calles se convirtieron en verdaderos ríos, se inundaron casas de las colonias; Corte San Pablo, San Isidro, El Chocolín, Huatongo, las calles: Prolongación Unión, Coheteros, Paseo San Isidro, El Pocito, San Ángel, San Juan, San José, entre las más afectadas, varias familias tuvieron que ser desalojadas, el agua en algunos puntos alcanzó una altura de 50 centímetros.

La señora Teresa de la calle Talabarteros, fue auxiliada por los vecinos, todos sus cuartos se inundaron, sus pertenencias se mojaron, “No puede permanecer en su casa, todo está mojado, tiene niños pequeños, nos hemos organizado para ayudarla, porque las autoridades simplemente no están haciendo nada, nos han dejado solos”, comentó Isidoro Buendía, representante de la colonia.

Los vecinos exigen a la administración apoye con personal del Organismo Descentralizado de Agua Potable Alcantarillado y Saneamiento (ODAPAS), para sacar el agua de los domicilios, sanear cisternas y desazolvar las redes de drenaje, además de limpiar la presa de gavión, para evitar futuros desastres.

La precipitación duró aproximadamente 15 minutos, la fuerza del torrente dejó las calles intransitables, zanjas, socavones y en la parte baja de El Ejido de Santa María se acumuló gran cantidad de tierra que tendrá que ser removida con maquinaria.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *